UN PUENTE LARGO UN OCÉANO

HACIA UN TEATRO QUE EXPRESE NUESTRO TIEMPO

el laboratorio teatral del teatro delle radici


Con Cristina Castrillo y Bruna Gusberti
Del 23 de enero al 5 de febrero 2011


El laboratorio, organizado en el arco de dos semanas intensivas. Además del trabajo pedagógico hubo espacios para videos, demostraciones y particulares momentos de encuentro de los participantes.


Dirigido por Cristina Castrillo y Bruna Gusberti, el Laboratorio Internacional del Teatro delle Radici es una iniciativa de formación e investigación teatral que desde el 1990 ha propiciado –anualmente- sesiones de trabajo dando acceso a innumerables actores de diferentes proveniencias culturales y lingüísticas al modo y al sistema de trabajo de Cristina Castrillo y de su grupo. Con sede en Lugano, Suiza, el proyecto ha sido invitado a extender su área original para poder permitir a los tantos actores latinoamericanos interesados un más fácil acceso.


El elemento fundamental, imprescindible de todo el trabajo teatral de Cristina Castrillo es la “memoria”, no sólo referida a aquello que se recuerda o se cree recordar, sino más bien dirigida a esa red particular de datos, muchas veces imperceptibles, a través de los cuales una emoción aparece o una reacción orienta el movimiento.


La “memoria” no como reproducción de “hechos”, sino sobre todo como una desconocida geografía personal con la cual y en la cual nos manifestamos, actuamos, representamos y transmitimos.


La conjunción de dos valores determinantes como el ejercicio de la memoria física y el desarrollo de la memoria emotiva, unido a la determinación del actor como perno central del acto creativo, son los parámetros sobre los cuales todo el trabajo de Cristina se desarrolla.


En 2010 participa como dramaturgo en la pieza de danza contemporánea Soniris de la coreógrafa suiza Simona Ferrar que se estrenó, en Bilbao – España.



+ sobre Teatro delle radici:

- teatrodelleradici.net

Regresar